viernes, 2 de marzo de 2012

ENSEÑAR EL PENSAMIENTO DIALECTICO MATERIALISTA


ENSEÑAR A PENSAR

DESDE EL PENSAMIENTO

DIALECTICO MATERIALISTA.

Metodología didáctica crítica dialéctica

Por  Miguel Ángel Puerto Fernández

01-02-2012

“Si Marx era un hegeliano de izquierdas, un Junghegelianer, lo era de una manera muy peculiar. Si existe un antimaterialismo en el joven Marx, es decir: un principio en que la Idea es la organizadora efectiva de la realidad y su centralidad ontológica, no se asemeja a la de la corriente principal de la izquierda hegeliana. Hay un antimaterialismo abierto basado en la Formmbestimmung, en la determinación de la Forma, como señala el joven Marx en la misma carta a su padre Der Begriff ist ja das Vermittelnde zwischen Form und Inhalt (El Concepto es propiamente la unión entre Forma y Contenido), receptivo a tímidas determinaciones materiales de las Verhältnisse in der Gesellschaft, de las relaciones en la sociedad, que pueden incluso estructurar y unificar la realidad empírica o la misma voluntad subjetiva en su libre albedrío.”

"buscar la Idea en la propia Realidad

(NGV/Nuestra Señora la Dialéctica)

“La idea hegeliana se encontraba en la “Introducción” de 1857 en la afirmación marxiana según la cual el método científico debía ir de lo abstracto a lo concreto, debía subir de lo abstracto a lo concreto.”
(SLA/ La segunda arista de la concepción marxista del mundo)



En la sociedad occidental europea, durante los últimos cuarenta años, se difundió y divulgó hasta llegar a ser cultura hegemónica la filosofía y la ciencia posmodernista y neo-positivista. Autores relevantes en dichas corrientes de pensamiento fueron Popper, Bunge y Khun así como Lyotard y Fukuyama. Entre todos festejaron entre 1989 y 1991 la desaparición de una organización social, política y cultural denominada URSS, nacida en 1917 de la Revolución Rusa. En este sentido, el mundo académico no podía ser menos y quedarse atrás en el festejo seria sospechoso para las autoridades políticas y económicas neoliberales, los críticos pagaban el peaje del aislamiento y del olvido, como sucedió a los críticos de la Transición del Estado Español [1]. Los programas educativos en el mundo académico superior (Ciclos Formativos, Escuelas Universitarias, Universidades,….) aceptaron transmitir sin crítica alguna un nuevo dogma de fe: el método científico mecanicista hipotético-deductivo y el relativismo del pensamiento débil contra todo “dogma totalitario” proveniente del marxismo soviético, aunque éste estaban ya en la tumba. Sin embargo, esta justificación interesada contra el marxismo llevó a los intelectuales universitarios a sembrar un sentido anticomunista y antimarxista en las investigaciones a realizar. Marx era sospechoso y sus lecturas eran vistas con un sentido   amenazante para la nueva economía de mercado que estaba naciendo en 1991 y 1992 con el Consenso de Washington y el Tratado de Maastricht.

            En las aulas universitarias se transmitía la lógica del método científico hipotético-deductivo. Aprender el pensamiento hipotético-deductivo era garantía de ascensos hacia posiciones más laureadas. Si a ello se le añadía el conocimiento en matemáticas y estadística así como y los principios éticos del postmodernismo estaba uno predestinado a formar parte del grupo de académicos. El pensamiento se redujo a la visión matematizable olvidando la visión holística, global y dialéctica de la organización social, cultural y política denominada capitalismo. Hoy en día, durante la crisis capitalista que comenzó en 2007, el pensamiento posmodernista y neo-positivista está en entredicho, podemos afirmar que está cayendo al abismo [2]. Surge pues la cuestión: ¿Dónde aprender entonces un pensamiento global, holístico y dialéctico si todo se ha reducido, en el mundo académico, a la estadística y al método hipotético-deductivo?
            Cuando uno tiene una cosmovisión comunista y marxista buscar la respuesta a esta pregunta en el mundo académico español no es fácil, podríamos afirmar que es casi imposible, al meno en la Universidad de Sevilla y concretamente en la Facultad de Ciencias de la Educación. Más aún cuando se quiere formar a un ser humano en un sentido de ingienería social rememorando la idea de Popper.
Resistir a esta lógica epistemológica y ontológica científico-filosófica no era fácil, sobre todo porque dicha cosmovisión gozaba de una amplia hegemonía cultural y política cuasi total en un espacio social educativo donde se debería de estimular el pensamiento crítico fuese este neokantiano, posmodernista o marxista. Sin embargo, la crítica era entendida por las burocracias académicas desde el racionalismo crítico popperiano y desde el postmodernismo, ocultando  el concepto de crítica dialéctica materialista elaborado por Marx, Engels, Lenin,  Gramsci y  Luckas; quizás porque tenía raíces hegelianas.
           

El paradigma crítico expuesto desde la teoría de los paradigmas de Khun, ha sido enseñado más bien como una mimesis de la critica que como el sentido hegeliano que le dio Marx. Es decir, sólo se mencionaba como un acto reflejo infantil sin que el profesorado y catedráticos competentes en metodología científica o filosófica nos enseñaran cuáles eran las esencias de la crítica emancipadora marxista. En el aula se relacionaba la critica con la Escuela de Frankfurt y especialmente con Jürgen Habermas, es lo que se conoce como marxismo neokantiano, claro que, lo de marxismo neokantiano es un concepto que no lo enseñan en las aulas universitarias, es de aprendizaje propio. Claro que algo es algo, dijo el hueso al galgo. Con esta interpretación del concepto de crítica se evitaba relacionar la crítica con la dialéctica proveniente de Hegel y enriquecida en la teória y en la praxis más tarde por Marx, Engels, Lenin, Gramsci y Luckas. Es decir, los autores pertenecientes al marxismo revolucionario. 

Ahora bien, ¿qué características (Aristas) podemos aprender de la dialéctica materialista desarrollada por lo autores de la tradición marxista revolucionaria?  

            En mi opinión, encontrar algunas de las características (Aristas las denomina Salvador López Arnal) que nos indique en qué consiste la dialéctica materialista, para poder ir desarrollando didácticamente un pensamiento dialéctico materialista de tradición hegeliana, requiere de las lecturas, el estudio y la investigación de textos marxistas revolucionarios. Claro que, cuando en las facultades no se nos ha transmitido dicho conocimiento, el camino para aprender dicho pensamiento se hace complicado y difícil. Por ello habrá que llenarse de ilusión y  de paciencia he ir sembrando poco a poco las pocas semillas teóricas que se vayan comprendiendo desde dichas lecturas para que germinen en un tiempo futuro y en futuras generaciones.

            Mi experiencia como lector de la tradición hegeliana dialéctico materialista comienza con las lecturas de El Viejo Topo que me derivan a las lecturas de Salvador López Arnal y Manuel Sacristán Luzón, más tarde llegarían las lecturas de Nicolás González Varela y de Rolando Astarita así como las lecturas del blog editado por Omar Montilla, Gramscimania. Desde estos referentes básicos inicio mi andadura por un camino que aunque sé que es difícil me llena de ilusión y de vida para llevar a cabo el combate ideológico contra el pensamiento irracional y alienante ya sea este científico, filosófico o religioso, más aún, ya este en la izquierda o en la derecha.

            Así, desde los referentes marxistas mencionados anteriormente he podido ir diseñando un esquema didáctico desde el cual poder ir desarrollando, en las acciones de formación educativa, el pensamiento dialéctico materialista para que, militantes y simpatizantes, se introduzcan en las lecturas de los textos marxistas revolucionarios. Para que desde estos esquemas, militantes y simpatizante, podamos aprender a analizar, comprender y explicar las lecturas de dichos textos marxistas potenciando en nosotros una alfabetización científica y filosófica dialéctica materialista.
            
            Sé que es una pequeña semilla, una pequeña idea dentro del gran mundo marxista; pero sé que para militantes y simpatizantes desorientados ideológicamente es un gran paso en el mundo de la formación marxista.

                    Esquema para desarrollar el pensamiento dialéctico materialista

ORDEN DE LAS IDEAS
 [ FORMAS  Y  CONTENIDOS ]

Creando pensamiento
Dialéctico Materialista
IDEA UNIVERSAL:
IDEA GENERAL:
IDEAS PARTICULARES
IDEAS SECUNDARIAS

FUENTES DE REFERENCIA
SOCIAL , POLITICA Y ECONOMICA
MATERIA CIENTIFICO-FILOSOFICA

Las partes del Todo que queremos analizar

Datos, hechos, opiniones y argumentos singulares que dan sentido y cualidad a dicha parte del todo tras las lecturas bibliografica (artículos revistas o periódicos, libros, web,etc….)

















Las partes del Todo que queremos analizar





Datos, hechos, opiniones y argumentos singulares que dan sentido y cualidad a dicha parte del todo tras las lecturas bibliografica ( artículos revistas o periódicos, libros, web,etc….)















Las partes del Todo que queremos analizar



Datos, hechos, opiniones y argumentos singulares que dan sentido y cualidad a dicha parte del todo tras las lecturas bibliografica ( artículos revistas o periódicos, libros, web,etc….)











Las partes del Todo que queremos analizar
Datos, hechos, opiniones y argumentos singulares que dan sentido y cualidad a dicha parte del todo tras las lecturas bibliografica (artículos revistas o periódicos, libros, web,etc….)







Las partes del Todo que queremos analizar
Datos, hechos, opiniones y argumentos singulares que dan sentido y cualidad a dicha parte del todo tras las lecturas bibliografica ( artículos revistas o periódicos, libros, web,etc….)











 Ejemplos: Analizar, comprender y Explicar un concepto
 1.-Concepto Comunismo Moderno.
 Autor: Nicolás González Varela
Nicolás González Varela
26-01-2012
Nicolás González Varela
08-02-2012
Nicolás González Varela
04-05-2010

2.-Concepto de Dinero.

Autor: Rolando  Astarita

Dialéctica y dinero en Marx (1)

En esta nota presento un texto que escribí hace ya algunos años, aunque con varias modificaciones. En alguna medida complementa las notas sobre dialéctica (1 y 2), ya que trata de mostrar cómo funcionan algunas figuras de la dialéctica en el debate sobre qué es el dinero. También aquí, dada la extensión, he dividido la nota en dos partes. La bibliografía citada va al final de la segunda parte.

 Dialéctica y dinero en Marx (2)

Tenemos entonces el primer escalón en el concepto del dinero: es el valor que ha alcanzado una existencia autónoma, es encarnación del valor. Es un resultado, o sea, tiene la mediación en su pasado, pero en este punto se convierte en un nuevo inmediato.

  
3.-Concepto de Congo

 Autor/es: Salvador López Arnal / Manuel sacristán Luzón

Salvador López Arnal
12-03-2010
           


Quisiera no acabar sin antes dar una breve respuesta a la pregunta planteada anteriormente: ¿Dónde aprender entonces un pensamiento global, holístico y dialéctico si todo se ha reducido, en el mundo académico, a la estadística y al método hipotético-deductivo?
            
          La respuesta la podemos encontrar en un texto escrito por Antonio Gramsci titulado El Partido Comunista [3].Nos dice Gramsci:

“ El Partido Comunista es el instrumento y la forma histórica del proceso de liberación íntima por el cual el obrero pasa de ser ejecutor a ser iniciador, de ser masa a ser jefe y guía, de ser brazo a ser cerebro y voluntad; en la forma­ción del Partido Comunista puede sorprenderse el germen de libertad que tendrá su desarrollo y su expansión plena una vez que el Estado obrero haya organizado las condiciones mate­riales necesarias.”

“(…)Entrando en el Partido Comunista ( el obrero), en el que colabora para «descubrir» e «inventar» modos de vida originales, en el que colabora «voluntariamente» con la actividad del mundo, en el que piensa, prevé y tiene una responsabilidad en el que es organizador además de organizado en el que siente que cons­tituye una vanguardia que avanza arrastrando consigo a toda la masa popular.”

El Partido Comunista es la institución creada para ir desarrollando en su seno las capacidades intelectuales, emocionales y prácticas de los obreros con el fin de llegar a la liberación total individual y social-colectiva. Queda aquí expresada de manifiesto cual es la finalidad de dicha institución: la liberación intima del pensamiento y las emociones de los obreros. Por ello el Partido no es un fin en si mismo; sino un instrumento. Es en el Partido Comunista donde los esclavos , los marginados , los humillados han de aprender a desarrollar el pensamiento dialéctico materialista para estar preparados, cuando llegue el momento y las condiciones objetivas lo permitan, en la  realización del combate ideológico contra el pensamiento irracional y alienante ya sea este científico, filosófico o religioso, más aún, ya este en la izquierda o en la derecha, como señalábamos anteriormente.

 

REFERENCIAS
     
[1] Martínez  Alier  Joan.  Contra una reforma sin ruptura. Homenaje a cuadernos de ruedo ibérico. Le Monde Diplomatique Nº: 196   Febrero  2.012

Enlace: http://www.monde-diplomatique.es/?url=portada/196/0000856412872168186811102294251000

 [2] Duch, Lluís y Chillón, Albert. La agonía de la posmodernidad. Revista Electrónica Gramscimania. 25-02-2012
  
[3] Sacristán Luzón, Manuel. Antología de Antonio Gramsci. Págs. 105-116, concretamente la página 109. Editorial Siglo XXI.Madrid.1977


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada